Page Title. Maximum length 60-70 characters

La mayoría de los miembros de la ONU declaran su intención de negociar la prohibición de las armas nucleares en 2017.

Las conversaciones sobre desarme nuclear en las Naciones Unidas en Ginebra concluyeron el viernes pasado, con la inmensa mayoría de las naciones manifestando su intención de iniciar negociaciones en el 2017 para una prohibición global de las armas nucleares.

Ciento siete naciones de África, América Latina, el Caribe, el sudeste de Asia y el Pacífico, junto con varias naciones de Europa, se unieron para apoyar una propuesta de convocar una conferencia el próximo año para prohibir las armas nucleares.

Un pequeño puñado de naciones argumentó que las armas nucleares son esenciales para su seguridad y que, por lo tanto, no deben ser prohibidas. Sin embargo, estos oponentes no pudieron bloquear a la mayoría y evitar que procedieran las negociaciones.

Las conversaciones en Ginebra comenzaron en febrero y continuaron en mayo y agosto, como parte de un grupo de trabajo especial de la ONU que se estableció el año pasado para avanzar en las negociaciones de desarme nuclear, que durante mucho tiempo han estado estancadas en la ONU.

El grupo adoptó su informe final por votación. El informe recomienda que la conferencia se realice el próximo año para negociar “un instrumento jurídicamente vinculante que prohíba las armas nucleares, con miras a su total eliminación”.

Las armas nucleares siguen siendo las únicas armas de destrucción masiva que aún no han sido prohibidas por el derecho internacional, a pesar de su naturaleza inhumana e indiscriminada. La prohibición que se propone abordaría esta anomalía legal.

“No cabe la menor duda de que la mayoría de los miembros de la ONU tiene la intención de proseguir con las negociaciones el próximo año para un tratado de prohibición de armas nucleares”, dijo Beatrice Fihn, directora ejecutiva de la Campaña Internacional para Abolir las Armas Nucleares (ICAN).

“Este es un momento significativo en la lucha global que lleva ya siete décadas para librar al mundo estas, las peores armas de destrucción masiva”, señaló. “Hoy, el grupo de trabajo de la ONU logró un gran avance”.

“Esperamos que, con base en las recomendaciones del grupo de trabajo, la Asamblea General de la ONU apruebe una resolución en otoño de este año para que se establezca el mandato para negociar una prohibición de las armas nucleares en el 2017”.

International Campaign to Abolish Nuclear Weapons
La Campaña Internacional para la Abolición de las Armas Nucleares (ICAN) es una coalición mundial de organizaciones de la sociedad civil que trabaja para movilizar a los ciudadanos de todo el mundo para que inspiren, persuadan y presionen a sus gobiernos para iniciar las negociaciones de un tratado de prohibición de las armas nucleares. Cuenta con 360 organizaciones asociadas en 93 países, e inició sus operaciones en el 2007.