Page Title. Maximum length 60-70 characters

Está en la localidad de Monte Verde, cerca de Puerto Montt, y postula para ser reconocido como Patrimonio de la Humanidad.

En el sur de Chile, y a unos veintiocho kilómetros al sudoeste de Puerto Montt, se encuentra el asentamiento humano más antiguo conocido de América. Se trata de Monte Verde, donde se han registrado vestigios de hace 18.500 años, es decir, 4.000 años más antiguos que los sitios hallados hasta la fecha en América del Norte.

En una conferencia organizada por Imagen de Chile, Tom D. Dillehay, arqueólogo y antropólogo estadounidense, presentó los detalles de este sitio arqueológico que fue habitado por un grupo de 15 a 20 personas, y donde se han encontrado restos de piel y carne de animales, huesos, remanentes de una choza, semillas, algas, tubérculos, e incluso una especie de centro medicinal con más de 28 plantas con propiedades curativas. En esta zona, además, se han producido hallazgos de los nudos más antiguos del mundo, usados para sostener las paredes -probablemente de cuero- de la vivienda.

El experto comentó que espera que este territorio, que ya fue declarado Monumento Histórico por el Consejo de Monumentos Nacionales y que actualmente se encuentra en la lista tentativa de sitios patrimoniales de Unesco, sea oficialmente reconocido como Patrimonio de la Humanidad, dada su relevancia mundial.

“Monte verde es el asentamiento humano más antiguo de América conocido hasta la fecha, de 14.500 hasta 18.500 años atrás, y es un sitio muy bien conservado, porque está tapado por turba, y allí no sólo se encuentran herramientas de piedra, y huesos, sino también muchos restos orgánicos como cuero y carne”, destacó el académico de la Universidad Vanderbilt y líder de las investigaciones que comenzaron en la década de los 70.

Dillehay agregó que este lugar fue validado internacionalmente como una de las evidencias para derribar la teoría de poblamiento de la cultura Clovis.

“El modelo dominante de poblamiento de América es el de la cultura Clovis, que es un sitio de 13.000 años de antigüedad ubicado en Estados Unidos, donde se encontró la asociación de megafauna como mamut, con un proyectil bifacial, lo que indicaba que en esa época se pobló el continente. Sin embargo, Monte Verde es uno de los sitios más relevantes que han desarmado este paradigma, no sólo por la antigüedad, sino también porque comprueba que las comunidades además de ser cazadoras de grandes animales, eran recolectores de plantas, y cazadores de animales pequeños”, enfatizó.

Por su parte, Myriam Gómez, Directora Ejecutiva de Imagen de Chile, destacó la relevancia mundial de Monte Verde y expresó: “Contamos con un atributo muy potente como es nuestra privilegiada geografía y su marcada diversidad. A partir de esto, nos estamos posicionando como un verdadero laboratorio natural, un lugar idóneo para la investigación científica de relevancia internacional”. Al mismo tiempo aseguró que “Chile es un país que está avanzando en materias de ciencia, tecnología e innovación y proyectar esto a nivel global es sumamente relevante para fortalecer nuestra imagen país y aportar así a la competitividad de todos los sectores productivos”.

En octubre de este año, el experto se reunirá con Unesco para promover el nombramiento de Monte Verde como Patrimonio de la Humanidad, y, en forma paralela, está trabajando con las autoridades locales para que se cumpla el sueño de la construcción de un museo que exhiba las piezas encontradas en Monte Verde, y que actualmente están en la Universidad Austral, en la ciudad de Valdivia. (Agencia Pressenza)