Page Title. Maximum length 60-70 characters

El presidente de la República Bolivariana de Venezuela, Nicolás Maduro, lideró este viernes la activación de la segunda fase del Plan de Agricultura Urbana, que tendrá como objetivo principal el fortalecimiento del pueblo organizado para impulsar y afianzar una nueva cultura productiva.

En este sentido, el jefe de Estado explicó que estos planes tienen como metas dos objetivos: “uno en el campo material, lo concreto cuánto alimento consume nuestro pueblo y satisfacer esa necesidad (…) pero en el campo espiritual, de los valores de la moral, es fundamental porque vamos a convertir a nuestro pueblo de un pueblo consumidor a un pueblo productor”.

En la actividad, realizada en el urbanismo Cacique Tiuna, el Mandatario Nacional reiteró la importancia de generar una nueva cultura productiva bajo los principios socialistas. “El capitalismo está destruyendo a la humanidad y de hecho todas las fórmulas que nos han aplicado a nosotros en la guerra (económica) es el capitalismo (…) con el fin de conquistar esta patria, el rumbo es el socialismo”, enfatizó el Presidente, en transmisión conjunta en radio y televisión.

La segunda fase de este plan, que finalizará en diciembre de este año, denominado 21 Semanas y Media por las Hallacas Agrourbana, tiene entre sus objetivos la organización del pueblo en mesas productivas articuladas, para producir la cantidad de rubros y alimentos necesarios para contribuir a garantizar los ingredientes de este típico plato decembrino.

La segunda fase del Plan de Agricultura Urbana tendrá también como meta activar 30.000 unidades productivas, para la producción de más de 130.000 toneladas de alimentos en 4.500 hectáreas ubicadas en las principales ciudades del país.

Para cumplir con esta meta, el presidente Maduro llamó a construir una nueva cultura productiva urbana en las principales ciudades, para así poder consolidar el nuevo modelo económico que coadyuve a superar el rentismo petrolero.

 

Esta etapa, además, contará con la incorporación de 1.000 Comités Locales de Abastecimiento y Producción (Clap) — instancia impulsada por el Ejecutivo nacional para garantizar que los productos alimentarios lleguen directamente a las familias venezolanas— para la producción de alimentos en los próximos cinco meses en todo el país. (Agencia Pressenza)